lunes, 28 de febrero de 2011

Caserío de Elordi, Navarra

Caserío de Elordi, originalmente cargada por Rufino Lasaosa.

Una foto para un día: ruinas del caserío de Elordi, Navarra


Fotografía tomada en el caserío de Elordi, lugar abandonado hacia la década de los 60 del siglo XX, en el término municipal de Úcar, Valle de Valdizarbe, en las faldas del Perdón.

miércoles, 23 de febrero de 2011

Reus, Tarragona

Reus, Tarragona, originalmente cargada por Rufino Lasaosa.

Una foto para un día: Gaudi Centre Reus, Tarragona


El Gaudí Centre Reus es el homenaje que la ciudad natal de Gaudí dedica a su hijo más universal.

El único centro de interpretación sobre la vida y la obra de Gaudí. Un nuevo espacio dotado con las infraestructuras más modernas y la última tecnología audiovisual, creado para abrir los sentidos y la mente a nuevas experiencias. Aprenderás a observar, tocar y oír de otra manera.

Situado en la Plaça del Mercadal, en pleno centro histórico y comercial de la ciudad, el moderno edificio del Gaudí Centre acoge, además del espacio expositivo de 1.200 m2, la Oficina de Turismo, la tienda y el restaurante.

martes, 22 de febrero de 2011

lunes, 21 de febrero de 2011

Palacio de la Aljafería, Zaragoza

Una foto para un día: pario del Palacio de la Aljafería, Zaragoza


La Aljafería (en árabe: قصر الجعفرية Qasr al-Ya`fariyya) es un palacio fortificado construido en Zaragoza en la segunda mitad del siglo XI por iniciativa de Al-Muqtadir como residencia de los reyes hudíes de Saraqusta. Este palacio de recreo (llamado entonces «Qasr al-Surur» o Palacio de la Alegría) refleja el esplendor alcanzado por el reino taifa en el periodo de su máximo apogeo político y cultural.

Su importancia radica en que es el único testimonio conservado de un gran edificio de la arquitectura islámica hispana de la época de las Taifas. De modo que, si se conserva un magnífico ejemplo del Califato de Córdoba, su Mezquita (s. X), y otro del canto de cisne de la cultura islámica en Al-Ándalus, del s. XIV, La Alhambra de Granada, se debe incluir en la tríada de la arquitectura hispano-musulmana La Aljafería de Zaragoza (s. XI) como muestra de las realizaciones del arte taifa, época intermedia de reinos independientes anterior a la llegada de los almorávides.

Las soluciones adoptadas en la ornamentación de la Aljafería, como la utilización de arcos mixtilíneos y de los salmeres en «S», la extensión del ataurique calado en grandes superficies o la esquematización y abstracción progresiva de las yeserías de carácter vegetal, influyeron decisivamente en el arte almorávide y almohade tanto del Magreb como de la Península Ibérica.

Asimismo, la transición de la decoración hacia motivos más geométricos está en la base del arte nazarí.

Tras la reconquista de Zaragoza en 1118 por Alfonso I El Batallador pasó a ser residencia de los reyes cristianos de Aragón, con lo que la Aljafería se convirtió en el principal foco difusor del mudéjar aragonés.

Fue utilizada como residencia regia por Pedro IV el Ceremonioso y posteriormente, en la planta principal, se llevó a cabo la reforma que convirtió estas estancias en palacio de los Reyes Católicos en 1492.

En 1593 experimentó otra reforma que la convertiría en fortaleza militar, primero según diseños renacentistas (que hoy se pueden observar en su entorno, foso y jardines) y más tarde como acuartelamiento de regimientos militares.

Sufrió reformas continuas, y grandes desperfectos, sobre todo con los Sitios de Zaragoza de la Guerra de la Independencia hasta que finalmente fue restaurada en la segunda mitad del siglo XX y actualmente acoge las Cortes de Aragón.

En su origen la construcción se hizo extramuros de la muralla romana, en el llano de la saría o lugar donde los musulmanes desarrollaban los alardes militares conocido como La Almozara.

Con la expansión urbana a través de los años, el edificio ha quedado dentro de la ciudad. Se ha podido respetar a su alrededor un pequeño entorno ajardinado que le aísla incluso de la autopista que pasa a escasos metros de allí.

martes, 15 de febrero de 2011

Catedral de Burgos

Catedral de Burgos, originalmente cargada por Rufino Lasaosa.

Una foto para un día: ajedrezado en la Catedral de Burgos


La Catedral de Santa María de Burgos es un templo católico dedicado a la Virgen María. Ostenta los títulos de Santa Iglesia Basílica Catedral Metropolitana.

Su construcción comenzó en 1221, siguiendo patrones góticos franceses. Tuvo importantísimas modificaciones en los siglos XV y XVI: las agujas de la fachada principal, la Capilla del Condestable y el cimborrio del crucero, elementos del gótico avanzado que dotan al templo de su perfil inconfundible.

Las últimas obras de importancia (la Sacristía o la Capilla de Santa Tecla) pertenecen ya al siglo XVIII, siglo en el que también se modificaron las portadas góticas de la fachada principal.

El estilo de la catedral es el gótico, aunque posee, en su interior, varios elementos decorativos renacentistas y barrocos. La construcción y las remodelaciones se realizaron con piedra caliza extraída de las canteras del cercano pueblo burgalés Hontoria de la Cantera.

En la catedral se conservan obras de artistas extraordinarios, como los arquitectos y escultores de la familia Colonia (Juan, Simón y Francisco), el arquitecto Juan de Vallejo, los escultores Gil de Siloé, Felipe Bigarny, Rodrigo de la Haya, Martín de la Haya, Juan de Ancheta y Juan Pascual de Mena, el escultor y arquitecto Diego de Siloé, el rejero Cristóbal de Andino, el vidriero Arnao de Flandes o los pintores Alonso de Sedano, Mateo Cerezo, Sebastiano del Piombo o Juan Ricci, entre otros muchos.

El diseño de la fachada principal está relacionada con el más puro estilo gótico francés de las grandes catedrales de París y Reims, mientras que el alzado interior toma como referencia a la Catedral de Bourges.

Consta de tres cuerpos rematados por dos torres laterales de planta cuadrada. Las agujas caladas de influencia germánica se añadieron en el siglo XV y son obra de Juan de Colonia. En el exterior son sobresalientes también las portadas del Sarmental y la Coronería, góticas del siglo XIII, y la portada de la Pellejería, con influencias renacentistas-platerescas del siglo XVI.

lunes, 14 de febrero de 2011

Monumento a los Girondinos, Burdeos

Una foto para un día: Monumento a los Girondinos, Burdeos, Francia


"Fontaines du monument aux Girondins", que son dos fuentes de bronce a los pies de una columna de 50 metros de alto y en su alto una estatua que simboliza la Libertad rompiendo sus lanzas. Las dos fuentes representan el triunfo de la República y el triunfo de la Concordia, con figuras de caballos, que son los que simbolizan ese triunfo. Se encuentran en la explanada des Quinconces, 126.000 metros cuadrados.


C'est en 1881, à l'approche du centenaire de la Révolution, que la ville de Bordeaux émit le vœu d'ériger ce monument aux Girondins et à la République, à la mémoire des députés Girondins victimes de la Terreur, apportant ainsi les preuves de sa fidélité à la IIIe République et à ses anciens. Mais le monument ne fut construit qu'entre 1894 et 1902 sur la place des Quinconces, cette immense place au cœur de Bordeaux, où trônait jadis le château Trompette

Le monument a été conçu par l'architecte Victor Rich, le sculpteur bordelais Achille Dumilâtre ainsi que Félix Charpentier et Gustave Debrie. Ils ont élevé une colonne, placée au centre de deux demi-bassins, surmontée à 43 mètres du sol, par le Génie de la Liberté brisant ses fers.

D'autres statues complètent l'ensemble : le Coq Gaulois, la Tribune, l’Éloquence et l’Histoire, tournées vers le fleuve, constituent la dédicace de ce monument aux députés Girondins ; de l'autre côté, regardant vers la ville, trois statues de femmes représentent la ville de Bordeaux, la Garonne ainsi que la Dordogne.

Enlevés durant la Seconde Guerre mondiale pour récupérer le métal, tous ces éléments ne retrouveront leur place initiale qu'en 1983.

Dans le bassin tourné vers le Grand Théâtre, c’est « le Triomphe de la République » qui a été choisi comme thème, avec des statues représentant le travail et la sécurité, symbolisés par le Forgeron et le Lion.

Dans le second bassin, orienté vers le jardin public, c’est le Triomphe de la Concorde qui protège la Fraternité et l’ Abondance, source de la prospérité du Commerce et de l’ Industrie, symbolisés par les trois enfants à gauche, tandis que les Arts sont représentés par les trois autres enfants à droite. Dans ce bassin, les chevaux de Gustave Debrie amènent le Bonheur - exprimé par un dauphin - au chérubin.

jueves, 10 de febrero de 2011

Taller-Museo Xabier Santxotena

Una foto para un día: detalle de una obra en el Taller-Museo Xabier Santxotena



Detalle escultórico, mirada cercana a una de las obras de Xabier Santxotena, expuesta en su Taller-Museo de Artziniega, Álava.

Haz clic para tener más Información del Taller-Museo de Xabier Santxotena

martes, 8 de febrero de 2011

Iglesia del Santo Sepulcro, Torres del Río, Navarra

Una foto para un día: interior de la iglesia del Santo Sepulcro, Torres del Río, Navarra


Iglesia del Santo Sepulcro Siglo XII

En el interior, destacan las grandes columnas en los ángulos con capiteles vegetales que llegan hasta una imposta de ajedrezados jacetanos que marcan el nivel inferior de las ventanas. Esas están formadas por arcos en arista viva de medio punto, decorados por una moldura vegetal y apoyados en columnas cortas de capitel también vegetal.


Fotografía tomada en Torres del Río, Tierra Estella, Navarra

viernes, 4 de febrero de 2011

Iglesia de San Adrián, Olloki

Una foto para un día: pinturas murales en la Iglesia de San Adrián, Olloki, Navarra


Escenas de la vida de Santa Águeda o Santa Ágata, patrona de las mujeres durante la Edad Media y santa de gran devoción popular.

Interior de la Iglesia de San Adrián, Olloki, Valle de Esteribar, construcción del siglo XII, reformada durante el siglo XVIII.

Conserva los contrafuertes exteriores medievales entre los que aparecen saeteras de medio punto. En las fachadas exteriores se hace evidente en el sillar las diferentes cronologías de los estilos arquitectónicos.

Contiene en la pared interna del ábside interesantes pinturas góticas sobre santa Agueda, descubiertas tras la restauración del retablo (hacia el año 2002) y también restos de pinturas sobre Adán y Eva en la pared del lado del Ofertorio.

jueves, 3 de febrero de 2011

Ainsa, Huesca

Ainsa, Huesca, originalmente cargada por Rufino Lasaosa.

Una foto para un día: balcones en Ainsa, Huesca

La villa de Aínsa, capital del municipio de Aínsa-Sobrarbe, es un pueblo de la Provincia de Huesca, en la comarca de Sobrarbe, en la Comunidad Autónoma de Aragón (España).

Su núcleo original, que se emplaza en un promontorio sobre la confluencia de los ríos Cinca y Ara, está formado por dos calles casi paralelas, la calle Mayor y la de Arriba, y por la plaza Mayor que se sitúa a continuación del castillo y éste enfrente de la explanada donde la leyenda sitúa el milagro de la aparición de la cruz de fuego sobre una carrasca que dio la victoria a las tropas cristianas al mando del rey García Jiménez.

Con clara distribución medieval, el casco histórico de Aínsa está declarado Conjunto Histórico-Artístico desde 1965. Actualmente es un centro turístico de relevancia en toda España.

Historia

Aunque la leyenda sitúa el nacimiento de Aínsa en la conquista de la plaza por las tropas del rey García Ximénez en el año 724 gracias al milagro de la cruz de fuego (desde el siglo XVI hay una cruz en el lugar donde supuestamente ocurrieron los hechos) las fuentes históricas apuntan que los musulmanes no llegaron a establecerse en esta tierras.

Castillo

El castillo, que data del siglo XI, formó parte de la línea de defensa de los territorios cristianos (línea que se extendía hasta Abizanda), y se convirtió en el embrión de la villa, que en tiempos de la Edad Media fue amurallada, y se convirtió en la capital del condado de Sobrarbe que perteneció al reino de Nájera-Pamplona (antes de que éste diera lugar al Reino de Navarra) y luego se integrara en el reino de Aragón.

En 1124 el rey Alfonso I el batallador otorgó la Carta puebla por la que se beneficiaba a sus habitantes con el fuero de Jaca.

La importancia de la plaza llevó que la iglesia de Santa María fuera concebida también como defensa, tal y como atestiguan las saeteras de su torre.

Siglo XX

La pérdida de importancia de la comarca del Sobrarbe llevó a una relajación de la actividad de Aínsa que se mantuvo en un estado de subsistencia hasta principios del siglo XX cuando las actividades tradicionales se vieron perturbadas con los planes de construcción de diferentes presas, pantanos y otros sistemas hidráulicos, destinados a la producción de electricidad y al suministro de agua para la llanuras del Ebro.

Esta actividad llevó a la expropiación y pérdida de las mejores tierras de cultivo de los valles y a la emigración de sus gentes. Muchos de los pueblos vecinos vieron cómo desaparecían la totalidad de sus habitantes y en otros como éstos disminuían drásticamente. Esto llevó a que pasaran a depender del ayuntamiento de Aínsa.

La limitación de recursos de todo tipo que la baja densidad de población y la complicada orografía provocan llevaron a una crisis importante a mediados del siglo XX. Esta crisis fue superada mediante el recurso turístico y el florecimiento del turismo rural y natural.

La creación de varios parques naturales y naturales, primero el del Ordesa y Monte Perdido seguido de otros como el de la Sierra de Guara y la afición a la montaña y a los deportes de aventura se convirtieron en la actividad económica más relevante.

miércoles, 2 de febrero de 2011

Paisaje de Navarra en la niebla

Una foto para un día: paisaje de Navarra en la niebla


El río Arga a su paso por Miranda de Arga, población de la Navarra media.

El río Arga es un río de Navarra, que nace en el collado de Urquiaga ubicado en el macizo paleozoico de Quinto Real, al norte del valle de Erro y desemboca en el río Aragón cerca de Funes. Se trata del más «navarro» de los grandes ríos, ya que sus 145 km de recorrido lo hacen íntegramente por suelo foral. De sus 2.759 km² de cuenca, 2.652 pertenecen a Navarra, y solo 107 corresponden a la cabecera alavesa de su afluente el río Araquil.

El río Arga es represado en el embalse de Eugui (valle de Esteríbar), cuyo principal uso es el abastecimiento de la comarca de Pamplona.

La cuenca alta del río Arga la vegetación está formada por hayedos con sotobosque de brezos, arándanos, cárices y lúzulas. En las cercanías del embalse de Eugui junto a las hayas aparecen alisos, fresnos de hoja ancha, arces, avellanos y arraclanes.

Aguas abajo del embalse aparecen bosques de roble pubescente con pino albar con sotobosque de boj. A partir de Zubiri la aliseda se extiende, acompañada de arces, cerezos silvestres y fresnos de hoja ancha.

A partir de Huarte se desarrollan las mimbreras. En Belascoáin aparece el chopo negro, el fresno de hoja estrecha y el sauce blanco, iniciando la transición entre bosque cantábrico y mediterráneo. En las laderas se encuentran quejigales y carrascales y pino de repoblación. El tramo final se utiliza para cultivos de regadío y choperas de repoblación.

Algunos lugares de la Navarra media en una mañana de niebla.

martes, 1 de febrero de 2011

Pamplona - Escolapios

Pamplona - Escolapios, originalmente cargada por Rufino Lasaosa.
Una foto para un día: el arcángel San Miguel en lo alto de los Escolapios, Pamplona

Imagen del Arcángel San Miguel situada en lo alto de la torre del Colegio de los Escolapios, en la confluencia de la calle Arrieta y la calle Olite, obra del arquitecto navarro Víctor Eusa.

Pamplona calle a calle Un blog sobre Pamplona y sus calles.